Prensa

Aparece un velero francés a la deriva y sin tripulante frente a la costa de Comillas

28 Marzo 2019 - Noticias - Prensa

La hipótesis que manejan los investigadores es que el propietario del barco sufriera algún percance a bordo y se cayera al mar. Un velero ha aparecido esta mañana sin tripulación frente a la costa de Comillas. Se encontraba a la deriva a menos de una milla al norte del puerto de la localidad, desde donde fue avistado por los integrantes de la Cruz Roja. Fue esta persona la que se puso en contacto con un pesquero se estaba por la zona y comprobó que no había nadie al timón.

Salvamento Marítimo había emitido recientemente un aviso después de que las autoridades francesas de que el 'Pimpy' pudiera encontrarse en problemas al no tener noticias de su ocupante. La Policía Judicial de la Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación y piensan que todo se pudo desencadenar por un desgraciado accidente. Ya están en contacto con sus homólogos galos, que están intentando contactar con los familiares de la posible víctima.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 12.58, cuando el Servicio del 112 Cantabria movilizó a la lancha Lima Sierra de Cruz Roja con base en Suances para que se acercara hasta el lugar, aunque finalmente no fue necesaria su intervención. El 'Nuevo Playa Luaña' estaba llegando a Comillas después de echar las redes en Oyambre y atendió a los requerimientos del trabajador que divisó el velero a la deriva. «La mar no estaba buena, pero tampoco especialmente peligrosa, lo que ocurre es que se encontraba en una zona de rompiente y por eso era más complicado», explica Luis Moro, el responsable del pesquero.

Junto al integrante de Cruz Roja, la tripulación se acercó hasta el 'Pimpy' y realizó una llamada de radio a través del canal 16, el que se usa en casos de emergencia y que por normativa internacional tienen sintonizado todas las naves. No hubo respuesta. En un primer momento pensaron que podría haber alguien en el interior. Un desmayo, que se hubiera quedado dormido... Pero no. El 'Nuevo Playa Luaña' logró aproximarse lo suficiente para saltar al velero y allí encontraron la documentación del barco, procedente de la región de la Bretaña, y el cuaderno de navegación, que llevaba desde el martes sin rellenarse.

Fue el mismo pesquero el que remolcó al 'Pimpy', de unos siete metros de eslora y 2,5 de manga hasta el puerto, donde ha quedado bajo custodia de la Guardia Civil.

Reserva / Presupuesto su atraque en Alcaidesa Marina